27 sept. 2014

Los Sucesos de Casas Viejas

Grandes Batallas de la Historia. Los Sucesos de Casas Viejas. Nos encontramos en enero de 1933 en una España en la que gobierna Manuel Azaña desde 1931 en un periodo llamado el bienio progresista que supuso un gran avance en materia social, con la aprobación de una nueva constitución en 1931, moderna y justa y con la aplicación de varias leyes que situaban a España como uno de los países socialmente más desarrollados del mundo. Sin embargo este bienio progresista tuvo un gran problema al igual que todo el periodo que duró la II República. Dicho problema fue la inestabilidad social que por un lado causaba los sectores más reaccionarios de la sociedad y por otro lado la extrema izquierda, sobre todo el anarquismo que apostaba por la vía insurreccional contra el gobierno republicano. Uno de los datos más determinantes del periodo republicano, que demuestra la verdadera conflictividad social que había, es que en tan solo cinco años entre 1931 y 1936 se declaró el estado de prevención 21 veces, el estado de alarma 23 veces y el estado de guerra 18 veces. Si lo comparamos con el periodo constitucional actual, (1978 – 2014) sólo ha sido declarado una vez el estado de alarma durante la huelga de controladores de 2010 y una vez el estado de excepción en Valencia por Miláns del Bosch en Valencia durante el intento de golpe de estado del 23-F.
sucesos-de-casas-viejas

Batalla: Los sucesos de Casas Viejas
Fecha: 11 y 12 de Enero de 1933
Lugar: Casas Viejas (Cádiz)
Resultado: Gran represión republicana
Clave: Fracaso de la insurrección anarquista

Los Sucesos de Casas Viejas sucedieron en el marco de la Revolución Anarquista de enero de 1933. El gobierno estuvo bien preparado para dicha insurrección por lo que las respuestas en las diferentes zonas donde esta fue más fuerte, fueron contundentes y adelantadas a los insurrectos, por lo que el alcance de dicho levantamiento fue muy limitado. Sin embargo en esta relativamente insignificante revolución, sucedió un hecho de gran importancia que sería una importante causa de la caída del gobierno republicano de Manuel Azaña que precedió a un gobierno republicano de derechas. 
En cuanto a los sucesos de la revolución de Enero de 1933, es preciso decir que la revolución comenzaría en las ciudades para después extenderse por el ámbito rural. La revolución fracasó en las ciudades por el buen hacer de la Guardia Civil y de la Guardia de Asalto por lo que, por lo general, en el ámbito rural, no se llevaron acciones destacadas. Sin embargo y ante la falta de noticias, en Casas Viejas, una localidad de apenas 2.000 habitantes de la provincia de Cádiz, varios campesinos empuñaron las armas y ocuparon el pueblo cercando el cuartel de la Guardia Civil y proclamando el comunismo libertario en la zona. Los campesinos pronto intercambiaron disparos con el cuartel de la benemérita, en el que se refugiaban un sargento y tres guardias, hiriendo de muerte al sargento y a un guardia e hiriendo con carácter leve a los otros dos.
sucesos-de-casas-viejas
Levantamientos en la Revolución de 1933
Refuerzos de la Guardia Civil llegan a Casas Viejas un destacamento de doce guardias civiles que rápidamente y ante su superioridad armamentística, ocupan el pueblo y liberan a los retenidos por los anarquistas matando a uno de ellos e hiriendo a otro de gravedad. Los revolucionarios pronto emprenden la huida hacia la sierra. Sin embargo la Guardia Civil quiere responsables y recorre las casas de todo el pueblo en busca de algún revolucionario. A su vez también llega otro grupo de 12 guardias de asalto y 4 guardias civiles que se unen a las labores de búsqueda deteniendo a un vecino, Manuel Quijada.
Las fuerzas del orden llegaron a una choza de un ilustre vecino de la localidad el "seis dedos" donde varias personas se parapetan a pesar de que Seis Dedos, conocido sindicalista y ya muy anciano, no había participado en la revolución. A las puertas de su casa, es herido por los ocupantes un guardia de asalto que se acercaba a mediar en el conflicto y lo retuvieron como rehén. Por su parte el detenido Manuel Quijada consiguió escapar y reunirse con los sitiados en la choza de Seis Dedos. La choza fue puesta en sitio hasta que llegaron más refuerzos, un grupo de 40 guardias civiles que portaban granadas. También llegó al lugar el delegado del gobernador de Cádiz, Fernando Arruinaga Martín-Barbadillo que espetó lo siguiente: “Es orden terminante del ministro de la Gobernación se arrase casa donde se han hecho fuertes los revoltosos.”
 sucesos-de-casas-viejas
La choza de Seis Dedos fue incendiada resultando muertos, tiroteados o carbonizados, sus hijos Pedro y Francisco, Manuel Quijada Pino, Josefa Franca Moya y su hijo Francisco, Jerónimo Silva González, Manuela Lago Estudillo, así como el guardia de Asalto Ignacio Martín Díaz. Tan solo pudieron escapar de la choza una mujer que salió con un niño en brazos, algo que los guardias respetaron. Acabado este episodio, se decidió dar un escarmiento al pueblo llevando a cabo una salvaje represión. De esta forma los guardias de asalto y los guardias civiles recorrieron el pueblo casa por casa deteniendo hasta 12 personas. Durante los registros, las fuerzas del orden mataron al anciano Antonio Barberán Castellar cuando al ver a las fuerzas del orden, este cerró asustado la puerta al grito de ¡No disparéis! ¡No soy anarquista!. Las 12 personas detenidas fueron desarmadas, esposadas y cobardemente fusiladas en el corral de la choza de Seis Dedos.
Fueron finalmente 26 las personas que resultaron muertas entre los fusilados, los muertos en combate y los quemados en la choza de Seis Dedos. En esta cifra se incluyen dos mujeres, un niño y tres guardias de asalto. Además dos personas más murieron por causa de infartos durante dichos sucesos. Los sucesos de Casas Viejas escandalizaron a la opinión pública.
El Capitán Rojas, máximo responsable de los sucesos, fue condenado a 21 años de cárcel acusado del asesinato de 14 personas.

sucesos-de-casas-viejas

sucesos-de-casas-viejas

sucesos-de-casas-viejas


Share:

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada