18 nov. 2011

La Batalla de Navas de Tolosa

Grandes Batallas de la Historia, la Batalla de Navas de Tolosa. Hace ya más de 500 años que los árabes entraron en la Península Ibérica. Desde entonces los reinos cristianos se dedican a intentar expulsarles por la fuerza sin éxito. En los campos de castilla se libran innumerables batallas con distinta suerte para los combatientes, de vez en cuando los reinos cristianos son empujados hacia el sur, y otras veces son estos los que empujan a sus enemigos hacia el norte. La última gran batalla fue la Batalla de Alarcos y en ella las tropas cristianas fueron derrotadas, trasladándose la frontera cristiana hasta cerca de Toledo. Para desquitarse de esta derrota, Alfonso VIII de Castilla reúne a los reinos cristianos peninsulares y al papado decidiendo dar un golpe sobre la mesa creando una cruzada que expulse de una vez por todas al invasor árabe dirigido por el propio califa Muhammad An-Nasir quien tamben preparaba una ofensiva.

Guerra: La Reconquista Peninsular.
Batalla: La Batalla de Navas de Tolosa.
Fecha: 16 de Julio de 1212.
Resultado: Victoria cristiana.
Clave: Empuje de la carga de los tres reyes.
Beligerantes
Estandarte del Reino de Castilla.svg Reino de Castilla
EstandNavarra.png Reino de Navarra
Estandarte de la Corona de Aragon.svg Corona de Aragón
Croix de l Ordre du Saint-Sepulcre.svg Ordenes Militares
PortugueseFlag1185.svg Reino de Portugal
Flag of France (XIV-XVI).svg Voluntarios franceses
Leon banner.svg Voluntarios leoneses
Flag of Almohad Dynasty.svg  Imperio almohade
Bajas:
Reinos cristianos: 2.000 muertos
Imperio Almohade: 90.000 muertos

La gran alianza cristiana a pesar de su buena intención de unir a todos lo reinos cristianos no era rival numéricamente para las fuerzas almohades que contaban con un ejercito con alrededor de 125.000 hombres por 100.000 cristianos. Aunque combatían contra un enemigo común los reinos cristianos tenían diferencias entre si y su unión no fue fácil El Papa tuvo que mediar entre ellos amenazando con excomulgar a cualquier rey cristiano que osase atacar a otro durante la guerra contra los musulmanes. Ambos ejércitos eran muy variopintos, en el ejército cristiano se podían encontrar hombre venidos de todos los rincones de dominio cristiano en la península, además de miles de voluntarios franceses. En el ejercito árabe había guerreros venidos de todas partes del imperio Almohade, desde Turquía hasta Marruecos pasando por países como Senegal.
 
El ejército cristiano comenzó a agruparse en Toledo y en cuanto estuvo listo partió hacia el sur. Tras la toma de algún punto intermedio la mayoría de las tropas venidas desde Francia desertaron a causa del calor, de las condiciones que exigía los campos castellanos y del desacuerdo con los mandos cristianos que no fueron directamente al encuentro de las huestes almohades. 30.000 causaron baja quedándose para la batalla 70.000 hombres. La táctica cristiana era presentar batalla en campo abierto en la zona de Navas de Tolosa, no obstante y con muy buen rigor el califa Muhammad An-Nasir mandó bloquear la entrada a esta situando tropas en pasos estratégicos. Afortunadamente para los cristianos un pastor les desveló la existencia de un paso por el cual podrían acceder al campo de batalla, como así ocurrió.
 
Tras pequeñas escaramuzas y tras dos días en aquel plano, el ejército cristiano se decide a comenzar la batalla, con el fin de que no hubiese deserciones, no se agotasen los suministros y no surgiesen discrepancias entre los diferentes reinos. La disposición de estos consistía en un centro formado por los castellanos y las ordenes militares que comprendían las tropas mejor preparadas, a la derecha se encontraban los navarros y milicias de diferentes ciudades mientras que a la izquierda se situaban los aragoneses. Ambos ejércitos recurren a sus maniobras más utilizadas, los cristianos atacan con una feroz carga con sus hombres de primera línea mientras que los Almohades fingirán una retirada de sus arqueros para contraatacar con el grueso de sus fuerzas ampliamente superiores en número. Además arqueros a caballo comenzarían a dar vueltas alrededor del ejercito cristiano debilitando sus tropas. Todo ocurrió tal cual, para contrarrestar la contraofensiva, la segunda línea del ejército cristiano acudió en ayuda de la primera pero continuaba siendo insuficiente el empuje, y poco a poco los almohades se iban imponiendo.
 
Las tropas menos expertas cristianas inician una retirada, tan solo sus mandos y las órdenes militares continúan a duras penas aguantando empuje rival de forma heroica. An-Nasi entonces manda un ataque total contra las tropas cristianas. En ese momento se produce el hecho decisivo de la batalla, los reyes Alfonso VIII de Castilla, Sancho VII de Navarra y Pedro II de Aragón inician una carga, la carga de los tres reyes, llevándose tras de si las reservas del ejercito y llevan a cabo esta acción desesperada a vida o muerte en ambos flancos. La carga resulta salvadora e incontestable para los almohades, la fiereza con la que galopan los caballos y la determinación con la que corre la infantería cristiana hacen que las defensas almohades acaben por resquebrajarse. En ese momento el rey Sancho VII de Navarra junto con 200 caballeros navarros aprovecha las grietas en la defensa árabe para dirigirse a por su líder. Al cargo de su defensa están esclavos que a menudo se encadenaban para demostrar que jamás huirían y defenderían al califa hasta la muerte, no obstante la moral de los navarros era irrompible en ese momento y pronto se deshicieron de ellos. La batalla se traslado al campamento almohade donde se encontraba su califa que aguantaba junto con tropas que habían sobrevivido a la batalla. Pero ni en el campamento donde se volvieron a librar combates muy sangrientos los almohades serian capaces de darle la vuelta a la contienda, el califa huiría y dejaría un gran botín a la cristiandad. 
 
Como curiosidad decir que las cadenas del actual escudo de Navarra y parte del actual escudo de España son fruto del ataque de las tropas navarras en esta batalla contra la guardia personal del califa. Como consecuencia principal la batalla de Navas de Tolosa fue el comienzo del declive del imperio almohade en la Península Ibérica, aunque aun aguantaría este hasta 1492 cuando se produjo la toma del Reino de Granada.

 


Share:

11 comentarios :

  1. Gran valentía la que presentaron los reyes al atacar tan decididamente sin miedo a su muerte. Esos reyes eran los que siempre hacían la diferencia.
    En fin, muy buena entrada, hacer que entender las batallas sea mucho más fácil. En verdad logras que me transporte al campo de batalla.
    Un Saludo.
    Uriel

    ResponderEliminar
  2. Que vergüenza de Rey tenemos comparados con los Reyes de entonces. Juan Carlos cazando elefantes y faldas, sentado sobre el trono que otros defendieron con su sangre y su vida. Lecciones para nuestros hijos que no han de olvidar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que insultes al Rey actual por cazar elefantes viviendo en un pais en que la inmensa mayoria de hombres en el medio rural son cazadores me parece exagerado.
      Con todos los fallos que tiene Don Juan Carlos, estamos ante uno de los mejores reyes que ha tenido España, siempre ha dado una gran imagen de nuestro pais y lo que no sabemos,porque eso no vende periodicos,es la gran cantidad de contratos para las empresas españolas que consigue nuestro rey en esas cacerias y viajes que hace.


      Eliminar
    2. menuda mierda de rey,bobon y bobon chorizos y cobardes pero claro es lo que tiene casarse con primos y hemanos......jajaja

      Eliminar
  3. Todas las regiones luchando por un bien común de ESPAÑA.. qué lejos andamos de este supuesto, cada una mirándose el ombligo....

    ResponderEliminar
  4. COPIO
    "...Mi primer conocimiento de la existencia de esta batalla fue en el Bachillerato, como lo estudié en la etapa franquista desvaloricé sistemáticamente todo lo estudiado. Fruto de esta, podríamos decir "resaca histórica". De esta batalla llegue a una visión próxima a la que ustedes sostienen en estas páginas, incluido ese tonillo antiespañol del que no nos damos ni cuenta, pero, una vez superada esta fase, con más sosiego encontré diversas fuentes (por supuesto, extranjeras, que como todos los españoles sabemos, nuestro papanatismo innato las considera más fiables) que para mi sorpresa daban mas importancia para Europa y el mundo a esta batalla que la que le otorgaban el mismísimo franquismo en sus libros de texto, siempre centrados en la Reconquista.

    La batalla fue global: en el bando musulmán se reclutaron guerreros hasta en Persia, la intención era extender el islam hacia el norte sin que ese "norte" finalizase en los Pirineos (la famosa doctrina guerrera y de ocupación de Dar al Harb vs. Dar al islam). El ejército árabe ( y no olvidar el papel del imperialismo árabe en el islam) era "el más formidable jamás visto en Europa", y no estaba nada claro que las fuerzas cristianas pudiesen derrotarlo. Afortunadamente para Europa triunfaron las fuerzas cristianas se detuvo la invasión y por ende se desequilibraron las fuerzas y las relaciones económicas y de poder en todo el Islam, si no ahora tendríamos en Europa la Sharia como.... "¿fuente de derecho?".

    En ese sentido le ruego que mediten sobre lo que aquí les dejo escrito y se informen de la verdadera y profunda significado para la historia del mundo de esta batalla Hay un pequeño libro que ya se ha traducido al español "50 BATALLAS QUE CAMBIARON EL MUNDO". Autor:. WEIR, WILLIAM. en el que pueden leer !de un autor Anglo! una versión no antiespañola Saludos."

    ResponderEliminar
  5. "...de vez en cuando los reinos cristianos son empujados hacia el sur, y otras veces son estos los que empujan a sus enemigos hacia el norte..."
    Creo que más bien son los almohades los que son empujados hacia el sur, y los que a su vez empujan a los cristianos hacia el norte.
    A todos se nos cuela alguna errata.

    Gran artículo.

    ResponderEliminar
  6. Las cifras son absoluta y completamente fantasiosas. Nadie mantiene hoy en día tal número de efectivos.

    Vendría a ser como que el 10% de la población varonil de la península estaba en esa batalla.

    Les animo a revisar sus datos o pueden seguir contando batallitas a costa de la historia y del sentido del ridículo.

    ResponderEliminar
  7. Las cadenas en el escudo de Navarra ya existian antes de esta batalla,es un pensaamiento muy extendido y equivocado,las cadenas vienen de unos refuerzos que llevaban los antiguos escudos(como una especie de "costillas" en el frontal).

    ResponderEliminar
  8. Estoy de acuerdo con un comentarista anterior de que a veces no sabemos apreciar nuestra historia, si no nos la cuentan o valoran desde fuera.
    Creo que esta batalla fué la mas crucial de la reconquista y posiblemente de las mas importantes de la edad media, ya que los reinos cristianos de la peninsula "se la jugaron" en la famosa carga final de los tres reyes y sobre todo porque neutralizó la importante amenaza que suponía la ofensiva de los almohades y que podía haber cambiado ha historia de la peninsula. Y fué importante porque dejaba abierta la llave a la entrada de Andalucia, lo que dió un impulso bastante importante a la reconquista que se culminaría en el siglo XV con la toma de Granada.

    ResponderEliminar
  9. celia guzman sanchez de la roda10 de mayo de 2014, 9:16

    He entendido perfectamente lo que fue esta batalla y lo q significo para España . Antes solo tenia algo de idea. Ya nunca jamas el mundo contara con gobernantes como aquellos. Ante una ipotetica guerra ellos jugarían desde la mesa del despacho

    ResponderEliminar